Moda francesa para los nenés

Comment

Moda infantil


París es la ciudad de la moda, de la alta costura y del pret a porter. La moda infantil de diseño francés también tiene el halo chic que caracteriza la ropa francesa. Hay muchas marcas de diseño francés y la mayoría se comercializan a través de Internet o en alguna boutique del centro de las ciudades. Suele encontrarse moda infantil hasta los 6 años y se caracterizan por usar tejidos muy puros y cuidar mucho los detalles. Todo lo que la moda francesa diseña para adultos lo llevan a cabo en la moda infantil. Diseños de trajes marineros y vestidos, pero también ropa de sport de colores vivos. Prestan especial atención a los complementos, así en casi todas se suelen vender zapatos, gorros, bufandas para complementar la ropa que venden.

La moda francesa no es cómo la moda vintage que se atiene a una determinada época, la moda francesa es atemporal y toma sus inspiraciones de diversas épocas. No suelen diseñar vestidos sobrecargados más bien suele ser una moda sencilla que cuida mucho los detalles. A mí me gusta mucho la moda francesa tanto para niños como para niñas ya que me gustan los colores que usan, la calidad de las telas y gran parte del diseño es artesanal. Darse una vuelta por alguna de estas tiendas onlines es una delicia, dan gana de comprárselo todo. Yo me suelo fijar más en la ropa de niñas pero la de los niños es también preciosa.

Moda francesa para los nenes

También tienen gran calidad las prendas de punto, en las que también han innovado introduciendo otras líneas y otras lanas. Las prendas infantiles francesas siguen la línea del diseño de ropa para adultos, cómo no podía ser menos en la ciudad de la moda. Los diseñadores franceses a veces también hacen líneas para los más pequeños conocedores de que sus clientas, las mamás, estarán encantadas de vestir a sus hijos como ellas. La pureza de las líneas y la calidad de los materiales que emplean hace que sea un estilo de moda único, muy logrado, en el que priman sobretodo los detalles y los acabados.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *